«El insurgente y el derecho», por Federico PONCE ROJAS

El Derecho es el conjunto de condiciones que permiten a la Libertad de cada uno acomodarse a la Libertad de todos.

Kant

Por Federico PONCE ROJAS, para SudAméricaHoy

El triunfo electoral de Lopez obrador no cesó con su insurgencia, la cual fue la divisa política de su campaña. Los actos de gobierno del otrora candidato, están teñidos de expresiones y actitudes que revelan sublevación contra todos y contra todo. Las contradicciones entre una creencia política desplegada en campaña y los actos de gobierno son evidentes, chocan frontalmente; sin embargo son acordes con la personalidad del insurgente.

Con una postura evidente en contra de figuras de poder, de autonomía o de causas legítimas, calificadas con criterios puramente subjetivos, pretende justificar sus actos. La desobediencia civil y el incumplimiento de la ley de ayer, son las acciones de hoy que contrarían el derecho o bien lo acomodan a placer de un gobierno errático y sin rumbo.

La insurgencia desde el poder es una fuerza arrasadora, temible e incontrolable en manos irresponsables que indefectiblemente conducen a resultados trágicos afectando a una enorme cantidad de inocentes. Desde el poder ejecutivo el insurgente embiste con la manipulación del derecho, contra el orden establecido y la autoridad, en complicidad con el poder legislativo.

El ataque contra los organismos autónomos, particularmente el INE, en momentos próximos a las elecciones más grandes de la historia del país, es el cumplimiento de una amenaza de campaña: “al diablo con las instituciones.” La insurgencia es discriminatoria; la CONAPRED, organismo cuya función primordial es prevenir y erradicar la discriminación, era desconocido por el presidente y su titular obligada a renunciar por razones arbitrarias.

El viernes pasado renunció (efectiva a partir del 1 de julio) la titular de la Comisión encargada de prevenir y erradicar la violencia contra las mujeres (Conavim). Otras renuncias por las mismas razones de titulares de organismos autónomos quedan inscritas en la anulación de contrapesos para el presidente.

La CNDH se ha convertido en un organismo inane. La designación de su Presidenta está viciada de nulidad en opinión del Senador veracruzano, HectorYunez: “Su nombramiento -advirtió- es uno de los capítulos más vergonzosos de la incipiente vida de los organismos autónomos La CNDH se ha convertido en un organismo ciego, sordo, mudo… y cómplice”.

Es de considerar la renuncia de casi una decena de miembros del gabinete presidencial; la más reciente, la Subsecretaría de Salud, precisamente en los momentos más álgidos de la pandemia ocasionada por el Covid. Siendo la salud el derecho más preciado del hombre también es igualmente para el Estado, obligación fundamental su cuidado, principios que para la insurgencia no existen. El desabasto de medicamentos, ignorar a los padres con hijos con cáncer y la negligencia en el manejo de la pandemia, dejan en claro esta afirmación.

Desde la insurgencia no se gobierna o se gobierna mal, ahí están los resultados en el manejo del gasto público, la seguridad del país cada día más deteriorada con una violencia nunca vista, «el asesinato reciente de un juez federal y su esposa y el atentado la mañana del viernes pasado en contra del Secretario de seguridad de la Ciudad de México, se suman a otros tantos casos que son claros ejemplos del terror en el que vive el país«.

La procuración y administración de justicia en estado de “coma inducido”, la educación reinventada para después abandonarla, el fracaso de un programa energético ineficiente que además daña el sistema ecológico, confronta los compromisos internacionales y desestimula la inversión. La insurgencia destruyó el aeropuerto de Texcoco, 4mil MDD echados a la basura, a lo que habrá que sumar el costo del aeropuerto de Santa Lucía y el gasto de las obras viales necesarias para la interconexión de los aeropuertos de CDMX y Toluca que no inician aún.

La bandera contra la corrupción, está hecha jirones, las adjudicaciones directas representan el 76.2% de todos los contratos otorgados por el gobierno con los consecuentes señalamientos de corruptelas y ahora la Ssecretaria de la Función Pública, señalada junto con su marido de ocultar su riqueza inmobiliaria. ¿Qué esperar de quien esta encargada de combatir la corrupción de servidores públicos.?